Al parecer en dl Hotel San Cristóbal de Tres Santos en Punta Lobos, sin medidas de cuidado ante el COVID-19, se llevó a cabo una coviboda; pese al número de personas, aquí la Comisión Estatal de Riesgo Sanitario (Coepris) o el Ayuntamiento de La Paz no clausuraron el evento.

Esta coviboda no fue del interés del Gobierno de Baja California Sur como ocurrió con la realizada por el hijo de Héctor Jiménez Márquez que le costó el puesto como titular de la Secretaría de Educación Pública (SEP).

Desde un día antes, residentes de la comunidad todosanteña señalaron la ilegalidad en el aforo de la boda de los extranjeros Kate y Cailen.

Agregar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *